Hay que manejarse mejor

Sentido erróneo de educación Siempre se ha entendido por educación al pleno desarrollo de la capacidad intelectual de las personas con relación a la cultura y las distintas áreas del saber, lo cual es muy certero. Con el paso del tiempo hemos visto grandes avances producto de la inteligencia humana, hemos evolucionado y lo hacemos

Enerolisa Ozoria

Sentido erróneo de educación

Siempre se ha entendido por educación al pleno desarrollo de la capacidad intelectual de las personas con relación a la cultura y las distintas áreas del saber, lo cual es muy certero.

Con el paso del tiempo hemos visto grandes avances producto de la inteligencia humana, hemos evolucionado y lo hacemos cada vez más debido a la implementación del conocimiento en la ciencia y la tecnología.

Desde los inicios de la humanidad el hombre no se detiene, vive buscando mejorar su forma de vida, tratando de que los trabajos del día a día resulten cada vez más simples y manejables. Actualmente disfrutamos de grandes inventos que nos favorecen en un gran porcentaje.

Todo lo dicho anteriormente se engloba en el tema de la educación, el conocimiento como tal. Sin embargo, la educación no es simplemente ciencia, cultura y tecnología, esto va más allá y es un tema sumamente delicado.

Da pena ver personas que se hacen llamar educadas simplemente por un título universitario, una carrera técnica, algunos estudios e investigaciones realizados en el extranjero; mucho invertir en todo esto, pero sin buenos modales, con una moral muy pobre y falta de ética, algo que no tiene costo, solo es un poquito de esfuerzo y al final vale mucho, no se imaginan cuánto.

Sí, el título universitario es importante, los estudios y demás suman punto, te dan realce y prestigio, te ayudan posicionar tu nombre. Pero ¿Y los valores dónde los dejamos?

Una buena educación se complementa con la implementación de los valores y buenas relaciones humana, el respeto hacia los demás para de esta forma ser profesionales íntegros.  Imagínense lo que sería un cuerpo sin extremidades, una mesa con una pata menos o un jardín con flores marchitadas.

Es penoso y vergonzoso ver cómo personas profesionales que en pleno ejercicio del oficio utilizan formas inadecuadas para dirigirse hacia otro individuo, personas pedantes y con mucho complejo de superioridad que acuden a agresiones verbales, dejando de lado la ética y la moral, en su defecto, abusando de su poder.

Traigo esto a colación para hacer referencia al hecho ocurrido en días pasados con un presentador de noticias el cual preferimos no mencionar el nombre. Este señor muy conocedor, con una largar trayectoria en materia de comunicación, una figura conocida por todos en televisión nacional e internacional tuvo el desacierto de dirigirse de la peor forma durante la transmisión de su noticiario a uno de los empleados por un error cometido. Lo primero es que no fue el momento ni el escenario adecuado, tampoco la mejor forma, también significo un irrespeto a la audiencia, por lo que se considera, debe manejarse mejor y controlar sus emociones, no actuar por impulso si es que se trató de un impulso, pues luego se retractó y ofreció disculpa de manera pública lo que ayudó a dirimir el conflicto, sin embargo, deja alguna repercusión.

No es necesario llegar a este punto, seamos comedidos y personas educadas en todo el sentido de la palabra. Hay muchas formas de decir las cosas, busquemos la mejor manera, aprendamos a tener un equilibrio emocional, seamos asertivos.

Gisselle Mejía
ADMINISTRATOR
PERFIL

Entradas relacionadas

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cancelar respuesta

Latest Posts

Top Authors

Most Commented

Videos Destacados